5 trucos para hacer que tus estudiantes hablen - LAE Formacion
784
post-template-default,single,single-post,postid-784,single-format-standard,woocommerce-no-js,ajax_fade,page_not_loaded,,columns-3,qode-product-single-tabs-on-bottom,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-16.3,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.7,vc_responsive
 

5 trucos para hacer que tus estudiantes hablen

5 trucos para hacer que tus estudiantes hablen

5 trucos para hacer que tus estudiantes hablen

Todos tenemos algo que decir. Nuestros estudiantes no son diferentes. Es importante hacer que se sientan cómodos a la hora de expresar lo que quieran en el aula. Es posible que se sientan incómodos al hablar español, o quizás tengan una personalidad más retraída.

¿Sabías que puedes convertirte en Profesor de Español como Lengua Extranjera en tan sólo un mes? A través de nuestro programa intensivo podrás conseguirlo. ¡Echa un vistazo a todo lo que podrás encontrar en nuestro Curso  de Formación de Profesores de ELE!

De cualquier forma, como profesores, tenemos que plantearnos cómo podemos mejorar esto:

¿Nuestros estudiantes tienen miedo al error?

¿Las instrucciones se han enunciado con un nivel acorde al de nuestros estudiantes?

¿Las instrucciones se han acompañado con un ejemplo claro?

¿El material seleccionado para la actividad es motivador y generador de emociones?

La respuesta a estas preguntas será crucial para poder hacer que tus estudiantes hablen más. Tras reflexionar sobre ello, puedes echar un vistazo a estos 5 trucos para hacer que tus estudiantes hablen más y aplicar los que consideres más necesarios para tus clases.

 

La fluidez se mejora con la práctica

Debemos recordar que nuestros estudiantes deben hablar tanto español como sea posible. Cuanto más practiquen, mejor será su fluidez. Cuanto más hablen, su confianza aumentará. Este ciclo se retroalimentará cada vez más, por lo que el nivel de tus estudiantes mejorará cada vez más. ¡Hablar, hablar y hablar!

 

Céntrate en las necesidades individuales

Es extremadamente importante que atiendas, en la medida de lo posible, las necesidades individuales de cada estudiante. En tu clase de A2, el estudiante “A” puede estar teniendo aún problemas con el alfabeto y los sonidos, mientras que el estudiante “B” puede tener una fluidez superior a la media de dicho nivel. Planea diferentes variaciones de tus actividades para poder atender las necesidades de aprendizaje de cada uno de ellos.5 trucos

 

Provoca emociones en tus estudiantes

Está demostrado que el aprendizaje es más efectivo cuando sentimos emociones fuertes. Piensa en aquellas ocasiones en las que tu experiencia de aprendizaje fue memorable. ¿Qué sentías? Intenta provocar esta sensación en tus estudiantes. Movimiento, juegos, fotos, texturas, sabores, sonidos… Todos estos estímulos te pueden ayudar a despertar el cerebro de nuestros estudiantes y ayudarles a aprender.

 

Proporciona ejemplos comprensibles para las actividades

La forma en la que hablas y das instrucciones a tus estudiantes tiene una relación directa con la mejora en su capacidad comunicativa. Hablar con un lenguaje adecuado al nivel de los estudiantes hará que te entiendan con más facilidad, lo que les dará mayor confianza para realizar la actividad. Asimismo, tenemos que ser conscientes del potencial de la comunicación no verbal para la mejora de la efectividad de nuestras actividades. Utilizar gestos y mímica para reforzar nuestras instrucciones también será favorable para la capacidad comunicativa de nuestros estudiantes.

Del mismo modo, mantener una actitud positiva y de refuerzo ante los esfuerzos de tus estudiantes te ayudará a desarollar una relación fuerte y con una conexión profunda con ellos. Esto provocará que tengan menos miedo a hablar y a cometer errores.

 

¡Dales tiempo!

Aprender un idioma es un proceso constante. Hay innumerables factores que afectan al proceso de adquisición del lenguaje, por lo que, como profesores, tenemos que poner las cosas en perspectiva. Cuando hables con un estudiante, dale tiempo a procesar tu mensaje, crear su respuesta y dártela. Si necesita ayuda para contestar, ofrécesela, sin menospreciar su capacidad.  Todos aprendemos con ritmos diferentes. Asumirlo nos ayudará a ser mejores profesores.

Deja un comentario en nuestro Facebook y sigue nuestro blog.